El Lobo Estepario

Tienes razón, Lobo Estepario, mil veces razón, y a pesar de todo debes desaparecer. Quien quiera vivir en la actualidad y sentirse contento con su vida, no puede ser una persona como tu o como yo. Quien exige música en lugar de ruido, alegría en lugar de diversión, alma en lugar de dinero, trabajo verdadero en lugar de ocupación, pasión autentica en lugar de jugueteo... para él este mundo no es un bonito hogar. Hermann Hesse, "El Lobo Estepario"

domingo, diciembre 24, 2006

Tantas cosas que te diría...

Esos ojos tan azules, antaño llenos de vida me miran hoy con una mezcla de perplejidad y de súplica. Todavía estas aquí, pero de alguna manera, ya hemos empezado a despedirnos. Tu aún sabes quien soy, pero tu memoria de toda una vida ha sido atrozmente devorada por la enfermedad. Pero quiero decirte que yo sí que recuerdo cada instante, cada sonrisa, cada caricia, cada palabra de ánimo . Recuerdo el perfume de tu ropa, la suavidad de tus manos, el cariño con que siempre me encontraba mis cosas listas y ordenadas. Recuerdo tu sonrisa a la salida del colegio y esa sensación, nunca repetida, de que contigo estaba a salvo de todo.

También recuerdo conversaciones interminables, con encuentros y desencuentros, con cesiones y empecinamientos, con argumentos y sentimientos. Recuerdo lo que era tu voz en el telefono cuando uno esta a miles de kilómetros de su hogar. Recuerdo que siempre me animaste a luchar por hacer realidad mis sueños. Siempre conseguiste hacerme sentir que era un ser humano especial, alguien esperado y deseado por quien habian valido la pena muchos sacrificios.

Solo quería decirte que este silencio no es el final, que la memoria de lo vivido es lo único que nunca le podrán quitar a uno. Que encontraré muchos motivos para ser inmensamente feliz, pero siempre me faltarás tú. Y que allá donde yo esté, sé que tú estarás conmigo. Feliz Navidad, Mamá.

1 Comments:

At 9:58 p. m., Blogger Chispes said...

Feliz Año Abuelo.

 

Publicar un comentario

<< Home


Estadisticas de visitas